Fear the Walking Dead: El principio del fin

 
La serie compañera de The Walking Dead finalmente tuvo su debut, y ya conocemos no solo a sus protagonistas, sino algunas de las motivaciones que tienen y cómo podría vincularse este nuevo drama a la mitología que ya todos conocemos... con muertos, zombies, supervivientes y traidores.
 
Para ser un primer capítulo, Fear The Walking Dead tuvo todo lo que podría esperarse: Un ritmo lento por momentos gracias a la necesidad de presentar a sus protagonistas, pero al mismo tiempo un correcto trabajo para situarlos dentro de esta nueva realidad. Aunque claro, es probable que esta primera hora sea poco para generar un vínculo con alguno de ellos y que nuestra relación con cada personaje crezca y varíe en las próximas semanas.
 
Realidad interrumpida
 
El enfoque es bastante realista por momentos, suponiendo (en la visión subjetiva del show) que todo es una ilusión de Nick, un adolescente con una seria adicción a las drogas. Es así que las primeras escenas tienen mucho en común con la caminata de Rick Grimes por el Grady Memorial Hospital en aquel piloto de The Walking Dead, despertando sin saber si se trata de un sueño o la realidad, y poniendo en duda todo lo que se topa... incluso un baño de sangre, muertos, y la transformación de su amiga Gloria en lo que parece ser un monstruo.
 
 
Es allí que la serie tiene gran potencial, contraponiendo la imaginación y alucinaciones de un drogadicto con una realidad que algunos parecen negar. Y es también allí donde saltan algunas incongruencias, ya que mientras en una esquina puede existir un "caminante" (aunque aquí aún no tienen nombre), a pocos metros una madre puede jugar en el parque con sus hijos, sin mayores preocupaciones incluso cuando los ataques comienzan a salir en los noticieros.
 
Y es que mientras tenemos personajes que unen puntos y sospechan de conspiraciones para ocultar información, otros no dan crédito (en un razonamiento lógico) a que un virus pueda acabar con la vida en el planeta... y el choque de realidades es literalmente un problema para este primer episodio.
 
 
De todas maneras, otro punto a destacar es la importancia que tendrá en la serie la familia protagonista: Una pareja disfuncional (que además trabajan juntos) que intenta sobrellevar los problemas de sus antiguas relaciones, con hijos (medio-hermanos) que no se quieren entre sí, y vínculos que sin dudas se irán desenredando con el paso de los episodios.
 
Lamentablemente, esta primera hora no alcanza para generar una adicción a la serie y tendremos que esperar uno o dos capítulos más antes de hacer un balance justo. Pero estamos en condiciones de decir que AMC tiene un arma de doble filo en sus manos, ya que el principal problema de esta serie es precisamente su hermana mayor. ¿Será por esa ironía la elección del título?
 
 
Puntaje: 7/10 - En ningún momento vemos la tensión de The Walking Dead ni los fuertes personajes de aquella serie y eso podría ser una decepción para muchos tratándose de una premiere de temporada. Por ahora, simplemente se presenta como un show con potencial, muestra diferentes líneas argumentales a explorar y genera expectativa sobre el punto en que finalmente todo se venga abajo, y esta aparente calma se transforme en la debacle de muertos vivientes que nos ha cautivado por los últimos 5 años.

Solo usuarios registrados pueden comentar.

BIGTheme.net • Free Website Templates - Downlaod Full Themes