¿Es Game of Thrones una metáfora sobre el calentamiento global?

 
«Se acerca el invierno» es originalmente el lema de la Casa Stark, pero con su potencial metafórico se ha convertido en el mantra de la serie y en una frase esencial de la mitología de Game of Thrones en el imaginario de la audiencia.
 
Tras los acontecimientos del octavo episodio de la temporada 5 de Game of Thrones, la trama ha avanzado definitivamente en una dirección que siempre había sido sugerida, pero que ahora cobra una fuerza tal que deja al resto de los dramas de la serie casi insignificantes.
 
Los caminantes blancos y su ejército de zombies helados aparecen ya en la primera escena de Game of Thrones, pero desde entonces se mantuvieron como una presencia vaga, difusa y espectral, una amenaza a distancia, con apariciones puntuales, pero cuya presencia se percibe en cada “se acerca el invierno” que se menciona en la serie.
 
Ahora, esa amenaza es más real y tangible que nunca.
 
Por este motivo, ha surgido una teoría bastante interesante respecto a Game of Thrones.
 
Un video publicado por el sitio Vox, se pregunta si en realidad toda la serie no es una metáfora sobre el cambio climático.
 
Calentamiento global en la Tierra
 

El cambio climático es algo que se viene percibiendo desde hace mucho tiempo, y cuyas graves consecuencias para nuestro mundo han sido advertidas por expertos incansablemente.
 
Todos hemos escuchado acerca de las crecientes emisiones industriales de dióxido de carbono que se observan y cómo esto afecta a la Tierra, y también proyecciones de lo perjudicial que puede llegar a ser esto en el futuro si continúa creciendo a este ritmo. 
 
El calentamiento global es una amenaza masiva para toda la humanidad, pero para detener el cambio climático sería necesario que las grandes naciones del mundo hagan ciertos sacrificios en el corto plazo y dejen de lado la competencia económica y política entre sí.
 
Zombies en Game of Thrones
 
Los caminantes blancos de Game of Thrones, además de literalmente cambiar el clima con su presencia, son una fuerza inhumana y destructiva que amenazan con acabar con todos los humanos.
 
Las casas nobles como los Stark, los Lannister, los Baratheon, los Martell y los Bolton están demasiado ocupados enfrentándose entre sí como para aunar sus esfuerzos en contra de esta amenaza que los pone en peligro a todos.
 
A veces, incluso muchos niegan que los caminantes blancos sean reales.
 
 
Mientras tanto, los más perjudicados son los países más pobres y menos desarrollados. En Game of Thrones, estos son los Salvajes, que en el último episodio sufrieron el brutal ataque de los caminantes blancos. Desde un costado, tratando de concientizar sobre el problema, se encuentran los expertos, es decir los científicos o la Guardia de la Noche.
 
Es una lectura interesante y válida, ciertamente, aunque es muy probable que no esté presente en los libros de George R.R. Martin ni en la mente de los guionistas de Game of Thrones.
 
Después de todo, una serie en un entorno medieval que involucra zombies, dragones y espadas tiene los beneficios de resultar lo suficientemente fantástica y ajena como para hacernos olvidar de los problemas reales del mundo y ceder al escapismo. Si es que eso es lo que buscamos.

Solo usuarios registrados pueden comentar.

BIGTheme.net • Free Website Templates - Downlaod Full Themes